HOLOCAUSTO

El término "Holocausto" se refiere al período comprendido entre el 30 de enero de 1933, fecha en que Hitler es nombrado canciller de Alemania, hasta el 8 de mayo de 1945, cuando finaliza la guerra en Europa. En el que se realiza una persecución y aniquilación sistemática, auspiciada por el estado, de los judíos europeos por parte de la Alemania nazi y de sus colaboradores.

Los judíos fueron las víctimas principales, resulta imposible saber con exactitud el número de muertes, no obstante, las estadísticas indican que el total supera las 5.860.000 personas, pero no fueron los únicos. También los romas y sintis (gitanos), las personas con discapacidades físicas y mentales y los polacos fueron objeto de aniquilación por pertenecer a una etnia o nacionalidad definidas como inferiores. Otros tantos millones de personas, entre ellos, homosexuales, testigos de Jehová, prisioneros de guerra soviéticos y disidentes políticos también fueron victimas de opresión y muerte en la Alemania nazi.

Los judí­os fueron el único grupo elegido por los nazis para una aniquilación total llevada a cabo en forma sistemática. De acuerdo con el plan nazi, todos y cada uno de los judíos debían ser asesinados. En caso de otros enemigos del tercer Reich, sus familiares no solían ser tomadas en cuenta.
A partir de la llegada de Hitler al poder, comenzaron a aparecer decretos. Estos establecían que los judíos no podí­an ir al colegio ni trabajar en su profesión, debían quedarse en sus hogares y entregarles oro, plata, pieles y bronce.
Luego los llevaron a todos a los guetos, que eran barrios judíos muy pobres y abarcaban unas pocas manzanas amuralladas, que estaban protegidas con alambre de púas, en donde vivía gente humilde.
Más adelante fueron trasladados a los campos de concentración y campos de trabajo, en vagones de animales. Allí mantenían a la gente trabajando, vivían en barracas y recibían escasos alimentos, entre los cuales se encontraba 1kg. de pan repartido entre cinco, sopa y un brebaje negro.Las mujeres no menstruaban, debido a que les ponían algo en sus alimentos.

Muchas personas murieron en la solución final, pero otras fueron liberadas y mediante las Marchas de la Muerte pudieron alcanzar su libertad. Estas marchas realizadas a través de los campos fueron llamadas así­, ya que los judí­os que se caían entre las caravanas de mas de 3000 personas, eran fusiladas en el acto.

Durante el holocausto, los judíos quisieron escapar de la Alemania nazi hacia otros países, entre ellos Argentina. Estos no pudieron entrar, ya que nuestro país tení­a las fronteras cerradas. En 1938, en Argentina se crea una circular por el presidente Roberto Ortí­z que establecía bloquear la entrada a los judíos europeos. De no ser por la existencia de esta circular, muchas personas hubieran salvado sus vidas. Cuando el canciller Bielsa descubre que, después de su gestión, la circular dispuesta por Ortíz no fue derogada, intervino para que la misma fuera anulada.

Para mantener viva la memoria de la Shoá, la matanza de seis millones de judíos por el solo hecho de serlo, a manos de los nazis, durante la segunda Guerra Mundial, se crea el Museo del Holocausto en Buenos Aires, Argentina.
En este Museo es el deber de la Memoria que es recordar el pasado y comprometernos con el futuro de la importante tarea de transmitir las enseñanzas de la Shoá.

Como conclusión, podemos decir que es importante recordar, no permitir que se olvide, transmitir, investigar y enseñar la historia del Holocausto, con la finalidad de concientizar a la sociedad acerca de las graves consecuencias del racismo, la discriminación y la xenofobia.

Para más información entre al siguiente link...

Comment Stream