Científicas Invisibles

Es un hecho que en las listas de los galardonados por prestigios premios en universidades o en el campo de la investigación aparezca una abrumadora mayoría masculina. Esto indica que el problema no es exclusivo de los países pobres.

"Por naturaleza, las mujeres tenemos la misma capacidad de comprensión que los hombres, siempre que se nos críe en colegios donde puedan madurar nuestros cerebros", decía Margaret Cavendish, poetisa y científica inglesa que vivió en el siglo XVII. La Duquesa de Newcastle sabía de lo que hablaba: nunca la aceptaron en la Royal Society de Londres a pesar de que contaba con los méritos necesarios para ello.

Nuestro ejemplo Marie Curie, científica, primera mujer ganadora de dos premios nobeles en dos categorías científicas distintas...y encima es madre de otra premiada.

Pero más allá de Marie Curie, pocos nombres resultan familiares, ¿Cuántas mujeres científicas conoces?

Hoy en día, la situación ha mejorado pero la brecha aún existe. Las razones por las que el sexo femenino sigue estando poco representado en los puestos de más responsabilidad científica parece haberse desviado a  un plano más personal. Pero esto, por sí sólo, no explica el lastre que arrastran en su carrera las mujeres.

Comment Stream