TEJA ROMANA

La teja es una pieza con la que se forman cubiertas en los edificios, para recibir y canalizar el agua de lluvia, la nieve, o el granizo.
La forma de las piezas varia según las épocas, culturas y regiones, aunque su uso fue similar, evolucionando a lo largo de los siglos.
La teja romana es un tipo de teja empleada en la cubrición de cubiertas inclinadas. Son una adaptación moderna de la tégula romana.

Se caracteriza por su aspecto rectangular y por tener la pieza canal plana, con los bordes laterales levantados y la cobija curva.  Se trata de una pieza más compleja y que hay que realizar en moldes especiales. Se fabricaban de piedra y de alfarería.

Su colocación no es tan simple como la de la teja árabe y, además, hay que vigilar como se acaba la cubierta por el lado de la parte plana.

Comment Stream